jueves, 4 de agosto de 2011

16 versos

Compartimos en silencio las palabras rotas
aumentando la distancia entre tu cuerpo y el mío.

Pasamos entre versos los tiempos perdidos,
los últimos momentos de tu amor y el mío.

Porque nunca fue un querer compartido,
salvo el camino que anduvimos juntos.

Siempre fuimos dos vagando al unísono
una travesía hacia un confín desigual.

Y ahora, con la verdad sujeta entre hilos,
iniciamos un nuevo camino, opuesto destino.

Espero impaciente liberar mi boca
de verdades escondidas, no dichas.

Encontrar un lienzo en blanco nuevo
donde escribir los sentimientos callados.

Y rescatar el sonido de mi voz
por tanto tiempo silenciada.
Publicar un comentario